18 ene. 2013

Oscar 2013: Aire de incertidumbre

Este año el anuncio de nominados a los premios de la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas (en buen cristiano, los Oscar) trajo varias sorpresas y confirmó que esta temporada de premios ha sido más impredecible y extraña que las anteriores. En algunas categorías principales se respira un emocionante aire de incertidumbre, a falta de favoritos indiscutibles.

Mejor película

Con 12 candidaturas, el biopic Lincoln se convierte en la cinta más nominada del año, lo que le da una aparente ventaja, porque confirma el gran apoyo que tiene en varios sectores de la Academia; sin embargo, tiene varias competidoras que también cuentan con amplio respaldo.

 
La cinta de drama y suspenso Argo acaba de ganar el Critics Choice Award y el Globo de Oro a mejor película y mejor director, premios que la colocan en una posición expectante para el Oscar. No obstante, en una sorpresiva decisión, la Academia no nominó a Ben Affleck en la terna de mejor director, lo que le resta chances en la categoría principal. En los 85 años de entrega del Oscar, sólo 3 cintas han logrado la hazaña de llevarse el premio de mejor película sin que su director haya estado siquiera nominado. La última fue Driving Miss Daisy en 1989.

En una posición similar a Argo se encuentra Zero Dark Thirty, el film sobre la captura de Osama Bin Laden, que ha levantado gran polémica por sus crudas escenas de tortura. El film ha ganado varios premios a mejor película, de parte de las asociaciones de críticos de EEUU, pero su directora Kathryn Bigelow tampoco fue nominada en su categoría. Recordemos que ella fue la primera mujer en ganar el Oscar a mejor director por The Hurt Locker hace 3 años.

Otra película que puede soñar con el triunfo mayor es la comedia romántica Silver Linings Playbook, que cuenta con 8 candidaturas y se ha convertido en la primera película desde Reds (1981) en ser nominada en las 4 categorías de actuación. Esto es un gran indicador del entusiasmo que genera la cinta en el rubro de los actores, que es el bloque más grande de votantes dentro de la Academia.

Completan la terna de nominadas a mejor película la cinta de aventuras y fantasía Una aventura extraordinaria (que compite en 11 categorías), el film independiente premiado en el Festival de Sundance Beasts of the Southern Wild, el western Django sin cadenas, el musical Los Miserables (que viene de ganar el Globo de Oro a mejor película de comedia o musical) y la cinta austríaca Amour. Esta última hace historia, al convertirse en la quinta cinta que ha sido nominada al mismo tiempo en los rubros de mejor película del año y mejor película extranjera. Las dos anteriores en lograr esa proeza fueron La vida es bella y El tigre y el dragón.
 
Mejor director
 

Ha sido la categoría más sorprendente e inesperada este año. Sumándose a las ausencias de Affleck y Bigelow, tampoco fueron nominados Quentin Tarantino (Django sin cadenas) y Tom Hooper (Los Miserables), quienes sí fueron considerados en otras premiaciones como el Globo de Oro o el Sindicato de Directores.

Tomando el espacio de los anteriores, recibieron sorpresivas nominaciones David O. Russell (Silver Linings Playbook), Benh Zeitlin (Beasts of the Southern Wild) y el austríaco Michael Haneke (Amour). A ellos se suman los veteranos ya ganadores del Oscar Steven Spielberg (Lincoln) y Ang Lee (Una aventura extraordinaria). Spielberg podría ganar el tercer Oscar de su carrera, pero siendo este un año tan impredecible, me atrevo a augurar que cualquier cosa podría pasar.

Las categorías de actuación



En el rubro de mejor actor principal, parte como favorito el inglés Daniel Day-Lewis, quien gracias a su rol protagónico en Lincoln podría llevarse a casa su tercer Oscar. Su más cercano competidor es el australiano Hugh Jackman, quien ganó el Globo de Oro por Los Miserables y es una estrella muy popular en la industria. Los otros nominados son Bradley Cooper por su rol de profesor bipolar en Silver Linings Playbook, Denzel Washington por su papel de piloto heroico en El vuelo y Joaquin Phoenix por su interpretación de un alcohólico que se une a una secta religiosa en The Master.

En la terna de mejor actriz principal, se han roto dos récords históricos. La francesa Emmanuelle Riva se ha convertido en la intérprete de mayor edad (85 años) en ser nominada al Oscar en esta categoría, por el film Amour. En el otro extremo, la niña Quvenzhané Wallis de Beasts of the Southern Wild es la más joven candidata (9 años) que ha habido en este rubro. Sus competidoras son Naomi Watts por su papel de sobreviviente de un tsunami en Lo imposible, Jessica Chastain por su interpretación de una agente de la CIA en Zero Dark Thirty y Jennifer Lawrence por su rol de una joven viuda en Silver Linings Playbook. El Oscar estará muy peleado entre estas dos últimas, quienes ganaron los Globos de Oro a mejor actriz de drama y de comedia, respectivamente.



Si hay una categoría con escasa o nula incertidumbre, esa es la de mejor actriz de reparto. Anne Hathaway tendrá una de las victorias más cantadas de la noche, por su actuación en Los Miserables. Las otras candidatas son Sally Field (Lincoln), Helen Hunt (The Sessions), Amy Adams (The Master) y Jacki Weaver (Silver Linings Playbook).

Los cinco candidatos a mejor actor de reparto tienen algo en común: todos han ganado previamente el Oscar, un caso excepcional que ocurre por primera vez en la historia. Los nominados son: Alan Arkin (Argo), Tommy Lee Jones (Lincoln), Robert De Niro (Silver Linings Playbook), Philip Seymour Hoffman (The Master) y Christoph Waltz (Django sin cadenas). Esta categoría es una de las más reñidas, porque son cinco pesos pesados. El 24 de febrero se despejarán ésta y todas las incógnitas. Así, seguirá escribiéndose la historia de la premiación de cine más famosa del mundo.

9 ene. 2013

Lo susceptible

El subgénero de películas sobre desastres naturales suele partir del drama particular de algunos personajes para ilustrar el panorama general de la tragedia. Lo imposible (The Impossible) sigue de cerca a una familia afectada por el devastador tsunami que azotó Tailandia y otros países del sudeste asiático un día después de la Navidad de 2004.

Maria (Naomi Watts), Henry (Ewan McGregor) y sus tres hijos están pasando sus vacaciones en un lujoso resort tailandés. Una mañana, su relajo se ve interrumpido cuando una enorme barrera de agua arrasa con todo lo que encuentra a su paso. Tras el tsunami, la familia queda dividida. Maria y su hijo mayor, Lucas, deben luchar por su supervivencia.

Aunque cuenta con un elenco internacional y está rodada en inglés, Lo imposible es una producción de España. La historia está basada en el caso real de una familia española que vivió la pesadilla del tsunami y que accedió a que su dramática experiencia sea narrada en este film.


El actor escocés Ewan McGregor y el debutante Tom Holland logran transmitir la desesperación de la tragedia y el coraje de intentar superarla. Sin embargo, la verdadera fuerza motora del film es Naomi Watts, quien está extraordinaria en el papel de una mujer que sufre y se desangra, pero aun así, encuentra la fuerza para ayudar a otros.

El director Juan Antonio Bayona crea una atmósfera por momentos tensa y angustiante, lo que evidencia su experiencia previa en el género del terror (su primera película fue El Orfanato). El nivel de realismo con el que Maria es arrastrada, ahogada y golpeada por el tsunami, llega a ser perturbador. Por eso, Lo imposible es una experiencia que puede herir la susceptibilidad de personas que se mimetizan demasiado con el sufrimiento de los personajes.

Luego de su espectacular y terrorífico inicio, la película se torna emotiva en el segmento intermedio. Lamentablemente, decae en la media hora final, al usar el típico cliché de los personajes que intentan encontrarse, pero justo pasan por el mismo sitio con segundos de diferencia, sin poder verse. Más aún, se esfuerza en exacerbar el sentimentalismo hasta que no quede ningún ojo seco en la sala. Como si la fuerza del tsunami no nos hubiese golpeado suficiente.

Título original: The Impossible
País y año: España 2012
Director: Juan Antonio Bayona
Actores: Naomi Watts, Ewan McGregor, Tom Holland, Samuel Joslin, Oaklee Pendergast, Geraldine Chaplin, Marta Etura, entre otros.
Calificación: ***

6 ene. 2013

Balance 2012: Mejores actuaciones y peores películas

En el post anterior, publiqué mi lista de las 10 mejores películas del año. Ahora repasaré los actores y actrices que más brillaron en la pantalla, así como las cintas que más me decepcionaron.

Actuaciones memorables



El mejor actor del año es el alemán Michael Fassbender, quien interpretó a un adicto al sexo en Deseos culpables (Shame). Su actuación transmite la desesperación y angustia de un hombre enfermo, que lucha contra una obsesión que domina su vida y contamina su relación con las personas de su entorno. Además, Fassbender se lució como el psiquiatra Carl Jung en Un método peligroso y el androide David en Prometeo.

Otros actores que hicieron un recorrido célebre por nuestras pantallas fueron el carismático Jean Dujardin en El Artista, el melancólico George Clooney en Los Descendientes, el vulnerable Leonardo DiCaprio en J. Edgar y el aterrador Javier Bardem en Skyfall.


La mejor actriz del año es la británica Lesley Manville, quien desplegó una amplia gama de sentimientos y estados de ánimo en Toda una vida (Another year), capturando a la perfección la algarabía del verano y la honda tristeza del invierno.

Fue un año muy destacado para las actrices. Disfruté mucho de las magistrales actuaciones de Meryl Streep en La Dama de Hierro (por la cual ganó su merecido tercer Oscar), de Tilda Swinton en Tenemos que hablar de Kevin, Rooney Mara en La chica del dragón tatuado y Michelle Williams en Mi semana con Marilyn.


Además de los logros individuales que acabo de señalar, quiero mencionar aquellas películas que tuvieron un desempeño destacado de todo el elenco en conjunto: Historias cruzadas (The Help), El exótico Hotel Marigold, Moonrise Kingdom y Una separación.

Las decepciones y los bodrios

El Hobbit: Un viaje inesperado, Sombras tenebrosas y Tan fuerte y tan cerca no son malas películas, las tres tienen algunas cualidades estimables. Sin embargo, considero que no estuvieron a la altura de las expectativas y me dejaron con la sensación de que no desarrollaron todo su potencial.


Si tuviera que escoger las peores películas que vi durante 2012, comenzaría por La era del rock (Rock of Ages). Este musical disparatado se ahoga en un mar de disfuerzos y situaciones absurdas. ¿Cuántas veces hemos visto el mismo argumento de la inocente chica de pueblo que viaja a la gran ciudad para perseguir el sueño de ser una gran cantante?

También estarían en mi lista de lo peor del año Hombres de negro 3 (la primera fue entretenida, pero ésta no tenía pies ni cabeza) y dos secuelas protagonizadas por Liam Neeson: Búsqueda implacable 2 y Furia de titanes 2. Por favor, alguien llame a su agente y dígale que un actor de su calibre se merece mejores guiones, más imaginativos y menos trillados.

2 ene. 2013

Balance 2012: Una serie de estrenos extraordinarios

En 2012 sí dio gusto ir al cine. Hubo estrenos estupendos en abundancia, que revitalizaron nuestra cartelera, tan venida a menos en los años anteriores. Mientras que en los últimos recuentos de fin de año, tenía dificultades para elaborar un top 10 que recogiera títulos realmente memorables, esta vez me veo en la disyuntiva de escoger qué cintas se quedan fuera del recuento.

Les presento las 10 películas que hicieron de 2012 un año estelar.




1. La piel que habito. La última obra maestra de Pedro Almodóvar es un drama seductor y ambiguo sobre la identidad, la venganza y la determinación obsesiva. Sus giros y revelaciones nos mantienen en cautiverio hasta el brillante desenlace.



2. Toda una vida (Another year). Las estaciones del año transcurren y dejan huellas en esta hermosa cinta del británico Mike Leigh, que muestra el cruce de caminos entre la soledad y la búsqueda de afecto, así como el avance implacable de la depresión.



3. Una separación (Jodaeiye Nader az Simin). Esta grata revelación del cine iraní es un film perfectamente ensamblado a partir de dilemas morales que no tienen respuestas sencillas. Es una película judicial en la que todas las partes tienen poderosos móviles con los cuales el espectador se puede identificar.



4. La invención de Hugo Cabret (Hugo). Martin Scorsese se vale de la tecnología 3D para rendirle homenaje a uno de los pioneros del cine, Georges Méliès. Es un film de aventuras que fascina al mostrar el proceso de creación de ilusiones.



5. El artista (The Artist). Esta declaración de amor al cine mudo no necesita de palabras para causar una revolución. Recoge una época de grandes cambios en el sétimo arte, para recordarnos el gran poder de una narrativa simple y emotiva.



6. Moonrise Kingdom. La mejor comedia del año exhibe la catarata de sensaciones que llegan con el primer amor. Esta fábula se enmarca en un ambiente de ensoñación y emana calidez en cada rincón.



7. Argo. Ninguna otra cinta este año tuvo un manejo tan impecable del suspenso, obligándonos a contener la respiración en más de una escena. Ben Affleck demuestra dos hechos: su talento como director y la capacidad del cine para salvar vidas.



8. Los descendientes (The Descendants). La crisis de la mediana edad es expuesta en este interesante drama familiar, en el que todo se va hundiendo para volver a salir a flote, con la serenidad que llega tras asimilar una pérdida.



9. Un Papa en apuros (Habemus Papam). El director italiano Nanni Moretti humaniza y vuelve cercano al Sumo Pontífice, mostrándolo abrumado por la enorme responsabilidad que descansa sobre él.

 


10. Una aventura extraordinaria (Life of Pi). El último triunfo de Ang Lee es una increíble historia de supervivencia, pero también representa un emocionante estudio sobre las distintas manifestaciones de la fe, sobre todo en situaciones adversas.

Cerca, muy cerca de entrar a este conteo, quedaron otros 10 títulos que también representan la buena cosecha del año: J. Edgar, La chica del dragón tatuado, Un método peligroso, Skyfall, Elefante Blanco, Deseos culpables (Shame), El espía que sabía demasiado (Tinker tailor soldier spy), El árbol de la vida, Tenemos que hablar de Kevin y Frankenweenie.

En el siguiente post, seguimos repasando el año que pasó: las mejores actuaciones y las peores películas.