6 mar. 2016

La complicidad involuntaria

Cuando Morgan Freeman anunció que el Oscar a la mejor película era para En primera plana (Spotlight), muchos se sorprendieron pues la favorita parecía ser la sobrevalorada El renacido (The Revenant). Sin embargo, celebré su triunfo pues era la mejor de las ocho nominadas.

La película se centra en el equipo de investigación Spotlight del diario Boston Globe, quienes reciben la misión de indagar en un caso de pedofilia cometido por un sacerdote de Boston. Sus pesquisas los llevan a descubrir que, lejos de ser un caso aislado, se trata de uno entre cientos cometidos por un gran número de religiosos de la ciudad.

Los cuatro periodistas que conforman el equipo de Spotlight rascan la superficie de una herida abierta para descubrir que gran parte del cuerpo que investigan está podrido por dentro, que sus sistemas están descompuestos y a pesar de eso, el cuerpo sigue funcionando.

No solo se trata de un grupo de sacerdotes que abusan de su poder para violar a niños y niñas, sino que además cuentan con la protección de sus superiores (quienes como máximo castigo los cambian de parroquia cuando se presenta una acusación) y de inescrupulosos abogados, quienes crean una lucrativa industria al defender a los violadores negociando pagos irrisorios a los afectados para comprar su silencio.

Lo interesante del punzante guion de Tom McCarthy y Josh Singer es que no se limita a concentrar la culpa en el clero y sus abogados, sino que cuestiona cómo estos crímenes cuentan con la complicidad involuntaria de la policía y un gran sector de la sociedad, representada por feligreses que se niegan a creer en las acusaciones o prefieren mirar a otro lado.

Incluso ni siquiera los periodistas son mostrados como héroes, pues ellos también enfrentan el peso de la culpa al darse cuenta de su negligencia, al no haber investigado esto antes, cuando tuvieron las pistas a su disposición. Algunas víctimas habían llegado muchos años antes a su redacción, pero el equipo de investigación no indagó lo suficiente.

Al igual que los periodistas que interpretan, los actores logran un sobresaliente trabajo en equipo. Michael Keaton está brillante como el acucioso líder del equipo de investigación, Mark Ruffalo personifica la rabia y la indignación, Rachel McAdams es la reportera comprensiva y atenta que sabe cómo obtener una confesión difícil y Stanley Tucci es el incansable abogado de las víctimas.

Con mucha sensibilidad y astucia, En primera plana muestra los testimonios de los sobrevivientes evitando en todo momento el sensacionalismo. Es una cinta valiosa, que denuncia verdades incómodas pero necesarias de afrontar y que les da voz a unas víctimas que han sido calladas y dejadas de lado durante demasiado tiempo.


Título original: Spotlight
País y año: Estados Unidos y Canadá, 2015
Director: Tom McCarthy
Actores: Mark Ruffalo, Michael Keaton, Rachel McAdams, Liev Schreiber, John Slattery, Stanley Tucci, Brian d'Arcy James, Billy Crudup, entre otros.
Calificación: ****.

No hay comentarios: